3679202386_ccffb26cff_o

AMORES MONSTRUOSOS, PAREJA DE MADRE E HIJO

Publicada en Publicada en Curiosidades

La historia y el cine, están plagados de amores incestuosos y relaciones que parecen imposibles.

Los egipcios y muchos de los reyes en la edad media, mantenían relaciones con familiares cercanos, incluso como el caso de los faraones con sus propios hermanos, mezclando sus sangres para según ellos, mantenerla pura en su descendencia. Además, así evitaban que alguna familia entrara en ese círculo de nobles privilegiados. Lo que no sabían, es que con esa endogamia, estaban trasmitiendo mayores posibilidades de malformaciones y enfermedades congénitas a sus herederos. En España lo sabemos muy bien, porque tuvimos un rey llamado Carlos II al que denominaban “El hechizado”, ya que consideraban que su paupérrimo estado físico se debía a la brujería, cuando lo que realmente sucedía, es que el pobre era mentalmente un poco retrasado.

El cine también ha tratado los amoríos inverosímiles. Incluso lo hizo Disney con la bella y la bestia, aunque dejo una puerta abierta para que el monstruo pudiese convertirse en un humano. Sería un final mas dramático aunque discutiblemente mas romántico, si la bestia se mantuviera como tal para siempre.

Aunque parece absurdo, también ha sido objeto de películas estas relaciones extrañas y no me refiero a la familia Monster, que no pretenden dar miedo, sino mas bien ser entrañables y simpáticos. Eso sería un emparejamiento entre monstruo y monstruo. De todas formas, aterra la posibilidad de que los seres abominables relacionándose entre ellos, puedan reproducirse.

La relación entre humano y engendro resulta mucho mas repulsiva, aunque la traten a través de una comedia como la recomendable película italiana “Mi novia es un zombie”. Personalmente yo soy mucho mas tradicional, esa relación me parecería muy incomoda. Sería desagradable revisar la nevera para ver si algún alimento se pudrió y descubrir que quien realmente genera ese olor pestilente es tu novia, no me parece la mejor manera de afianzar una relación. Aunque no todo es negativo, si tu pareja fuese una zombie, al menos sabrías que no te quiere por tu físico, sino por tu cerebro.

Tim Burton entre su filmografía, publicó una película titulada “La novia cadáver”. Nombre muy sugerente para los amantes del terror y una pesadilla para cualquier novio que quiera celebrar en breve un compromiso matrimonial. Difícilmente encontrarías algún invitado que quisiera acudir a esa ceremonia, sabiendo que en cualquier momento puede salir un gusano del ojo de la novia.

En otras ocasiones, estas relaciones inverosímiles, Hollywood las dulcifica creando unos monstruos humanizados y excesivamente románticos, como la famosa serie de películas “Crepúsculo”.

Pero a veces la realidad supera a la ficción y me considero una persona liberal, pero algunas relaciones como la que os contaré a continuación, me cuesta asimilarlas.

Una mujer a los 19 años, tuvo su hijo y lo entregado en adopción. Con el paso del tiempo, surgió en ella el interés en conocer a su vástago biológico y se puso en contacto con la madre adoptiva para concertar un encuentro.

Pues cuentan madre e hijo, que cuando se vieron, surgió la llama de la pasión, un flechazo en toda regla, inicialmente mas sexual que otra cosa.

Debido a esta atracción, decidieron irse a vivir juntos. Como ese estado no admite el incesto, se trasladarán a otro, ya que tienen previsto que su amor dure mucho tiempo.

Están felices, pero a mi como sucede con las relaciones entre monstruos y humanos, me da cierta repulsión. De todas formas, me gustaría saber vuestra opinión.

MANCROW

NOTA: Si te gustó lo que leíste, suscríbete al blog y recibirás en tu correo las nuevas publicaciones y relatos.

2 comentarios en “AMORES MONSTRUOSOS, PAREJA DE MADRE E HIJO

    1. Muchísimas gracias Mario, el mundo esta lleno de curiosidades y sucesos increíbles. Hay gente para todo, incluso para enamorarse de su propia madre o de su hijo, algo que a mi me parece aberrante, pero de que sucede en el mundo sucede, como puedes ver en esta publicación. Saludos, gracias por escribirme

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *